Las infiltraciones de relleno son materiales que se inyectan en el tejido dérmico de la piel para añadir volumen, para reafirmar el contorno facial o para revitalizar el equilibrio hídrico de la piel.

Hace años, el primer producto de relleno que se usó fue el colágeno bovino. Hoy en día el más empleado en todo el mundo es el ácido hialurónico debido a que es un relleno reabsorbible con muy buena eficacia y mínimas complicaciones.

¿Para qué se utilizan?

1. Para mejorar las arrugas faciales, como por ejemplo las que salen alrededor de la boca, surcos nasofaciales, alrededor de los ojos, entrecejo o en mejillas.
2. Para aumentar el volumen de labios.
3. Para darle forma a los pómulos.
4. Para hidratar la piel y mejorar su elasticidad: Restylane Vital.
5. Para rejuvenecer la piel del dorso de las manos.

¿Cómo funciona?

Los productos de ácido hialurónico (Restylane, Emervel o el Juvederm), atraen moléculas de agua y ayudan a mantener el volumen y la hidratación de la piel. La duración de estos productos es de 6-12 meses, dependiendo de la zona donde se infiltra y de la cantidad infiltrada. En general pueden repetirse una o dos veces al año.

Hay otros rellenos más duraderos como el Radiesse que contienen partículas de hidroxiapatita cálcica. Estimula la formación de un nuevo colágeno o fibrosis que produce un efecto más duradero (1-2 años).

¿En qué consiste el tratamiento?

Los rellenos se infiltran con una aguja muy fina. En ocasiones empleamos un anestésico tópico en crema media hora antes de la infiltración para controlar cualquier molestia propia de la infiltración. El procedimiento dura entre 15-30 minutos y el paciente puede reanudar su actividad de forma inmediata. Puede existir una ligera inflamación y enrojecimiento en la zona infiltrada durante las primeras 24 horas. Los rellenos normalmente se emplean en combinación con el bótox, o con otras técnicas de rejuvenecimiento facial como los peeling químicos o el láser

Tipos de rellenos que hacemos:

  • Restylane (ácido hialurónico)
  • Juvederm (ácido hialurónico)
  • Radiesse (partículas de hidroxilapatita cálcica suspendido en un gel biocompatible de carboximetilcelulosa)
  • Atlean (ácido hialurónico con partículas de fosfato cálcico)